A los pies de la sierra de Cantabria...

San Vicente de la Sonsierra

La Puerta de Salas. La vinculación del recinto amurallado de San Vicente de la Sonsierra con el mundo del vino.

Todos somos conscientes de la utilidad militar que han tenido los castillos en la historia y el de la localidad no ha sido una excepción. Se construyó a partir de 1170 por orden de Sancho el Sabio de Navarra. Durante los siglos XII y XIII se comenzaron a construir viviendas adosadas a la cara interna de la muralla, construcción que se intensificaron a partir de 1367. Durante siglos, la mayor parte de los vecinos vivieron dentro del recinto, algunos hasta comienzos del siglo XIX, ya que tras el hundimiento de varias casas en diciembre de 1897 se aceleró el abandono de la zona.

La intervención realizada en 2020 en el tino existente junto a la puerta de Salas ha arrojado nuevos datos sobre la vida dentro del recinto amurallado. El informe redactado por el Arqueólogo Pedro Álvarez detalla algunos interesantes datos de las edificaciones que existían en la puerta de entrada al recinto amurallado desde la calle la Fortaleza. Este es un extracto del informe

<< La datación de la instalación vinícola descrita puede precisarse gracias a la información recogida en 1751 en el Catastro del Marqués de la Ensenada. Uno de los declarantes es José Antonio de Salas, vecino de San Vicente, hidalgo, casado, de cincuenta y cinco años de edad, quien, entre otras propiedades, dice poseer en la villa dos casas:

  • Una casa en el barrio de la Cerca, junto al portal, en la cual habito, que tiene noventa pies de largo, treinta y siete pies de ancho y veinticinco pies de alto, una vivienda y una alto, y en un cuarto vive Andrés de Porqueriza, que paga seis ducados de renta anual. Confronta por el cierzo con un solar del declarante y este con otro de don Carlos Gi; y por el solano con el horno de la Villa, y casas de Francisco de Amparanza, de Pedro Antonio de Apilánez, Juana de Rivas, peso del haberío, escuela y carnicería de esta villa. Por el ábrego, solar del declarante, y éste con un huerto del mismo que es sequero y de ninguna utilidad por no producir nada; y confronta éste con casa de los herederos de don Bernando Gil Ramírez; y toda la casa, solar y huerto confronta por el regañon con calle real.
  • Otra casa enfrente de la referida que se comunica por un pasadizo y es inhabitable, que sólo sirve para recoger los furtos del vino, en donde hay un lago de piedra; y la referida casa tiene treinta y cinco pies de largo, cincuenta de ancho y veinticinco de alto; y aunque tiene disposición de un alto, todos los aires está descubiertos; confronta por el solano con la calle, por el cierzo y regañón con cuestas del castillo, y por el ábrego con sitio del lagar o trujal y tinos y caballeriza del mismo, que estas tienen cuarenta y un pies de largo y cincuenta pies de ancho; y la caballeriza está, por el ábrego, arrimada a solar del declarante, todo lleno de tierra y escombros, y este a cobatón de don José Ramírez; debajo de estas casa están la bodega y la cueva del declarante.

Los datos aportados son bastante reveladores. La casa principal de Jose Antonio de Salas se situaba junto al portal que, más tarde, sería conocido como puerta de Salas, punto de entrada de la calle de la Fortaleza en el recinto fortificado. El inmueble ocuparía varios solares que fueron excavados durante los trabajos realizados en 2009-2010.  En uno de ellos, el espacio 9 (plano nº 1 foto 19) se descubrió entonces una puerta cegada que daba acceso al pasadizo que, cruzando por debajo de la calle, ponía en comunicación las dos casas declaradas. La segunda de ellas albergaba unas instalaciones vinícolas entre las que se encontraba un lago de piedra.

Considerando las características constructivas del lagar restaurado ahora y la información extraída del Castastro, puede sostenerse que este elemento sería el mencionado en la declaración y que, por lo tanto, ya existiría en 1751.>>

Extraído del informe sobre el resultado de la supervisión arqueológica de los trabajos de limpieza del lagar situado junto a la antigua puerta de salas, redactado por D. Pedro Álvarez Clavijo, Arqueólogo

Síguenos en Facebook

SFbBox by debt consolidation

© 2021 San Vicente de la Sonsierra. Todos los derechos reservados.