A los pies de la sierra de Cantabria...

San Vicente de la Sonsierra

Gaita o dulzaina
Clarinete
Clarinete requinto

Tres han sido los instrumentos de viento-madera que se han empleado para interpretar nuestras danzas a lo largo de su existencia: la gaita o dulzaina castellana, el requinto y el clarinete. Las danzas en nuestra localidad se interpretan únicamente con un solo aerófono a diferencia de las localidades cercanas donde es frecuente el uso de dos gaitas y un tambor.

Gaita o dulzaina castellana

Es el instrumento que se emplea para representar las danzas hoy en día en San Vicente. Tenemos constancia de que la gaita empleada en la primera mitad del siglo XX en nuestras danzas estaba afinada en DO y no tenía llaves.

La gaita es un aerófono de lengüeta doble soplado directamente, es decir que el sonido se genera  por la vibración  de dos láminas, generalmente de caña, colocadas una sobre otra (lengüeta doble) al impulsar el aire desde la boca por un espacio abierto existente entre ambas.

D. Lorenzo Sancho, es el constructor de la dulzaina con llaves que emplea el actual tañedor en San Vicente, Manuel Medina Caro.

Clarinete

El empleado en San Vicente por Carlos Brea y Luis Verde ha sido el clarinete en SI bemol. El clarinete actual tiene una extensión de casi cuatro octavas, es decir, abarca desde el Mi 2 hasta el Do 6. Tiene tres registros: el registro grave, el registro medio y el registro agudo.

Clarinete requinto

Requinto se denomina en la antigua Castilla a una dulzaina más pequeña (probablemente una quinta por encima de la normal) pero también se generaliza para cualquier dulzaina sin llaves y palheta llaman en Portugal a una dulzaina rústica, por asimilación al nombre recibido por la lengüeta (diminutivo de pala).

Caja

Caja o redoblante

Es otro membranófono percutido. Consta de un cilindro plano metálico (de unos 10 cm. de altura) recubierto en sus dos bases por dos parches de plástico -antiguamente eran de pergamino- tensados con unos tornillos y palomillas. En el parche inferior se fijan unas cuerdas metálicas que actúan de bordones. En las antiguas eran de tripa o de cuerda de guitarra entorchada. Se toca con dos palillos y acompaña normalmente a las dulzainas o gaita de fole. Actualmente los modelos que se utilizan son de batería, viéndose muy pocos modelos autóctonos. En algunas zonas se denominaba "tambora", por contraposición al sonido grave del tamboril.

Los idiófonos empleados en las danzas de San Vicente son:

Castañuelas

Idiófono (de idios = propio y fono = sonido) popular entrechocado extendido por toda la península, con el que se acompañan las danzas. Pueden ser de madera de ébano, boj, nogal, granadillo, castaño, y acebo. El tamaño más usual es de 8 a 10 cm. Van adornadas con tiras de colores que ondean tras el movimiento de los brazos.

Cascabeles

Son idiófonos sacudidos que solo lo emplean los cachiburrios y que se colocan en la pierna, por debajo de la rodilla. También los podemos encontrar en las sayuelas de los danzadores.

Palos

Idiófono entrechocado que durante los troqueaos emplean los danzadores para golpearlo contra el de sus compañeros al ritmo de la música y siguiendo la coreografía pertinente de cada danza. Estos crean una melodía que se superpone a la gaita y a la caja. Normalmente son de madera de boj o acebo para crear un sonido brillante.

En San Vicente cada danzador emplea un único palo, característica común a las poblaciones riojanas cercanas a la orilla del Ebro y, sobre todo, las de la margen izquierda del río. Ejemplos de danzas con un solo palo también son San Asensio, Briones, Fuenmayor, Ollauri, Elciego y Villabuena.

Castañuelas
Palos

Existen otras herramientas que intervienen en las danzas que no tienen ninguna incidencia acústica:

Barras

En la actualidad sustituyen a las antiguas espadas, al igual que los palos.

Son unas barra metálicas de 1 metro de longitud y 2 cm. de circunferencia recubiertas de cintas con los colores de la bandera española o riojana.

Árbol con cintas

Es un palo grueso de madera sujetado por dos danzadores del que cuelgan ocho cintas de colores. Tiene una longitud aproximado de 2.80 mts. Esta danza con árbol es común en toda La Rioja y también en el resto de España e, incluso de Europa.

Barras
Árbol de cintas
Tags: ,

Síguenos en Facebook

SFbBox by debt consolidation

© 2019 San Vicente de la Sonsierra. Todos los derechos reservados.